Publicado el por en Bogotá.

petroisrael

En respuesta al comunicado de la embajada de este país en el que le solicita mayor rigor en su manejo de redes sociales y una verificación más precisa de las imágenes que publica, el Alcalde Mayor de Bogotá respondió de una manera inesperada: nada menos que declarándole la guerra al Estado de Israel.

“Será una guerra autosostenible, la primera en el mundo. Reciclaremos cada bala que se dispare”, aseguró el alcalde desde su balcón del Palacio Liévano. Dada la premura, el contrato para el reciclaje del material bélico fue asignado a dedo esta noche a una empresa de Sincelejo de reconocida trayectoria en el sector de los productos de belleza.

También reveló Petro que la estrategia distrital se apoyará en comandos mixtos compuestos por los mejores hombres de la  Policía Metropolitana y temperamentales taxistas , “para tal efecto acabo de firmar el decreto que asciende a Uldarico Peña a general de tres soles y a él le he encomendado liderar la avanzada, iniciamos ya una carrera armamentista justa, con taxímetro adulterado para que nos rinda”, alcanzó a bromear ante una multitud enardecida.

Dijo también que para defender la ciudad dispondrá de una estrategia cuya efectividad está garantizada además de ser inclusiva: ubicará mujeres celadoras en cada entrada de Bogotá, todas con la orden tajante de “no dejar entrar a nadie”. “Estamos seguros de que el enemigo fascista no cuenta con esa arma, no sabrán qué hacer y darán media vuelta, derrotados y arrastrando su amargura”. “Y si hace falta, no dudaremos en usar armas químicas, pero orgánicas y locales: ya estamos recogiendo agua del río Bogotá para esparcer sobre el enemigo”, añadió.

Así mismo, advirtió que los sionistas son unos “mafiosos de la fe”, y pidió seguir el ejemplo del valeroso pueblo boyacense cuando en 1867 le declaró la guerra al reino de Bélgica.

Sorpresivamente el anuncio tuvo el visto bueno del Procurador General de la Nación quien en un escueto comunicado recordó “que esta entidad siempre ha estado dispuesta a emprender o respaldar cruzadas contra los autores intelectuales de la muerte de Jesús”.

 

Comentarios

Comentarios