Publicado el por en Ambiente, Judicial.

Una nota amarga tuvo la noticia de la llegada anoche por primera vez en 25 años de una tortuga laud a una playa de Santa Marta, la del hotel Irotama, para dejar allí sus huevos. Individuos que se identificaron como miembros de los Úsuga abordaron al gigantesco reptil inmediatamente salió del mar para notificarle que si quería hacer uso de la playa debía antes hablar con ellos y acordar una contribución.

“La agarraron tres pelaos, que llegaron la semana pasada. Hablaron con ella un rato y salieron con una bolsita. Yo quisiera hacer más, pero no hubo denuncio y ellos no tienen orden de captura”, declaró a este medio un mayor de la Policía, comandante del CAI de la zona.

La especie en cuestión se desplaza de Argentina a Canadá, anida de seis a ocho veces entre febrero y agosto en un período de siete a catorce días y se encuentra en peligro crítico de extinción según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

“Le dijeron que estaba en territorio de ellos, le pidieron el caparazón, incluso la alcanzaron a sacar, pero luego se tranzaron por una docena de huevos”, asegura un testigo que, por razones obvias, pidió reserva de su identidad. “Le advirtieron que si llamaba a la Policía ambiental se atuviera a las consecuencias, porque de ellos nadie se burla. Le dieron 48 horas para que terminara de anidar y poner los huevos y le dijeron que si quería que le brindaran seguridad a estos mientras ella volvía tenía que bajarse de otros diez y con doble yema”.

Los insucesos, por desgracia, no terminaron ahí. Hoy en la mañana un empleado del hotel intentó desalojarla con el argumento de que no poseía la manilla que la acreditara como huésped. El episodio se superó gracias a que los mismos sujetos de la noche anterior se acercaron para preguntar si todo estaba en orden.

Interrogado, el ministro de Defensa afirmó que lo ocurrido es reflejo del buen trabajo de las autoridades contra este flagelo. “Ya no pueden extorsionar seres humanos, entonces la emprenden contra animales”.

Comentarios

Comentarios