Publicado el por en Miscelánea.

pandasombrero

Los habitantes de este municipio no podían creer lo que tenían ante sus ojos. Un animal que a duras penas habían visto por televisión y que difícilmente podrían algún día llegar a apreciar en vivo y en directo. Pero ahí estaba. En lo más alto de una guadua -lo más parecido que encontró a las plantas de bambú que son su hábitat natural- y aferrado a ella estaba un oso panda, macho, de unos cinco años de edad.

Su presencia, como es natural, causó gran revuelo, al punto que horas después del hallazgo una multitud se congregó en el lugar con gente venida de municipios aledaños y no pocos emprendedores vendiendo binóculos y papavisores para apreciarlo mejor. Dos candidatos a la Cámara por el Quindío alcanzaron a improvisar discursos en los que prometieron “clonarlo para así matar dos pájaros de un tiro: estímular la ciencia en el departamento y el turismo, pues se dotaría a cada municipio con uno de estos animalitos para que venga harto gringo a verlo”.

Yonathan Loaiza, de 12 años, asegura haber sido el primero en divisarlo. “Creí que era una chucha gigante y arranqué a tirarle piedra, pero ese berriondo soltó un chillido que nos dejó a todos fríos y ahí mismito esto se comenzó a llenar de gente”.

Pronto hizo su arribo un equipo de veterinarios del zoológico Matecaña, quienes lanzaron la primera hipótesis sobre su origen: “Fijo lo tenía un traqueto”, aseguró Damaris Peña, la jefe de la unidad. Lo supo no solo por el tipo de sombrero que lucía el animal, sino también porque tiene conocimientos de etología y de interpretación de lenguaje no verbal úrsico, con los que pudo determinar que, con sus movimientos, el animal desde la guadua en la que estaba trepado vocifereaba a su manera “¿Ustedes no saben quién soy yo? Esperen a que se arrime el patrón”. Y tiene sentido esta teoría, pues es bien conocido que muy cerca del lugar está ubicada una hacienda de alias “Jabón”, que cuenta con excentricidades como un zoológico privado y una oficina de una EPS en la que nunca hay filas.

Se dice que al animal, de origen chino, se le ofrecerá ser embajador turístico-cultural de Colombia en su país a cambio de no ser deportado y pensando en el enorme mercado turístico que esta potencia representa. Para esto viajaría en las próximas horas a Bogotá donde grabaría un comercial en el que Peña sería su intérprete.

Comentarios

Comentarios