Publicado el por en Judicial, Tendencias.

Como parte del grupo de cátedras para el post-conflicto, la Ministra de Educación sugirió la inclusión de una clase obligatoria que enseñe a los estudiantes de las universidades públicas cómo armar tropeles sin terminar en la cárcel.

La propuesta tuvo eco en el Consejo de Ministros de la semana anterior considerando el caso reciente de los jóvenes capturados por armar un “tropel” en la Universidad Nacional y que hoy se enfrentan en juicio a una pena de entre 22 y 30 años de cárcel, tres veces más alta que la de reputados delincuentes como alias el “Alemán” (ex-miembro de las AUC).

“En un país en el que transportar papás bomba y armar un paro universitario es un delito más grave que violar, secuestrar o asesinar, es fundamental que todos los estudiantes, sin distinguir profesión, comprendan qué clase de Fiscalía tenemos y cómo opera el sistema judicial”, dijo Parody.

El Ministro de Justicia Yesid Reyes apoyó la propuesta y apuntó:  “Podemos contratar a Natalia Springer para la elaboración del programa de la materia dada su condición de emblema de la asimetría moral en el país: se incluirían clases de contratación pública con la Fiscalía. Hoy sabemos que para evitar que a uno lo investiguen hay que ser amigo del Fiscal o tener algún contrato con esa entidad”. “Excelente idea, Yesid”, respondió el Presidente.

Más adelante y en un ambiente más distendido al interior del Consejo de Ministros, Juan Manuel Santos recordó las épocas en las que su hermano Enrique, de joven, organizaba tropeles y hasta reunía gente para salir a tirarle piedras al edificio en el que quedaba el periódico de la familia…

Se ha podido establecer que ya se hicieron los contactos con la mencionada profesora y que la elaboración del programa le tardará dos meses (septiembre – octubre) siempre y cuando se consiga el presupuesto para contratarla. “La nómina es alta y según nos ha explicado, se requieren expertos internacionales en áreas tan diversas como sistemas y comunicaciones (para evitar el uso de whatsapp o Facebook entre los estudiantes cuando construyan sus estrategias de lucha), fabricación de papas de hule (para evitar imputaciones por delitos relacionados con el uso de material privativo de las Fuerzas Armadas) o canto a capela (para convertir la voz en un arma)”,señaló el encargado de la cartera de Hacienda, que ve difícil conseguir todo lo que exige Springer para contratarla pero que afirma que “está en eso”.

“Amanecerá… Y si es verdad que no va a tener créditos, vemos la materia el próximo semestre de una vez”, dijo algún ‘Capucho’ que logró zafarse de la última redada de la Fiscalía.

@julianberriog, corresponsal

Comentarios

Comentarios