Publicado el por en Miscelánea, Nacional.

El día internacional de la mujer tuvo un sabor agridulce para Estella Ramírez, auxiliar administrativa de una prestigiosa empresa de mercadeo, pues en lugar de recibir un aumento de sueldo que la igualara con sus pares de género masculino, recibió un chocolate y un clavel por parte de las directivas “como homenaje a tí, flor de la vida, dulce de los días, en el día de la mujer”.

El regalo no tendría mayor trascendencia, de no ser porque la mujer, como el 50% de la población laboralmente activa del país, no tiene contrato laboral y trabaja por prestación de servicios.

Ramírez, presa de la desilusión, pero muy agradecida por el gesto, comentó:

“Cuando el gerente de la compañía nos dijo que el día de la mujer se iban a cerrar las diferencias de género en la contratación laboral, creí que nos iban a hacer un contrato laboral con todas las de la ley, o que al menos nos iban a inscribir a la seguridad social, pero hoy vimos que las diferencias de género se podían cerrar con un chocolate y este clavel rosado que nos dieron.”

Por su parte, las directivas de la empresa se mostraron sorprendidas y admitieron a este medio que sus políticas de responsabilidad social siempre han estado enfocadas en la igualdad de género. Al respecto el doctor Miguel Rodríguez, gerente de recursos humanos de la compañía explicó:

“Acá siempre hemos admirado a esa hermosa flor que con su esencia perfuma la vida laboral. Siempre tratamos de respetar esa costilla que Dios nos quitó para formar ese hermoso ser que es la mujer. No sabemos quién las inventó, no sabemos quién nos hizo ese favor, tuvo que ser Dios. Por eso es que con ese humilde clavel que representa la inocencia y la virtud, acompañado de ese chocolate que representa la dulzura y alegría que ponen en nuestra existencia, quisimos homenajear a las mujeres de nuestra compañía y cerrar un poco esa brecha (guiño) que nos separa. Lo que pasa es que los costos de contratación son muy altos en este país, pero sobre todo que su esencia las hace demasiado frágiles como para soportar el estrés tan verraco que es llamar a que te digan cuánto tienes que pagar cada mes por salud y pensión”.

Este medio conoció de otros casos similares que se han repetido a lo largo del territorio nacional  y de los cuales daremos cuenta en el futuro.

Comentarios

Comentarios