Publicado el por en Nacional, Paranormal, Salud y bienestar.

Colado-Zombie

Después de que una mujer fuera mordida en Transmilenio por otra pasajera que según indicios habría entrado sin pagar en el articulado, la víctima ha empezado a presentar comportamientos propios de los “colados”.

“Estamos desconcertados, asegura Juan Mauricio Caicedo, jefe de neurología de La Clínica del Country. La paciente llegó con una simple lesión en el brazo, pero a pesar de que la tratamos a tiempo, hoy la paciente se encuentra febril y desvariando”.

“Por las noches se despierta sudando frío y gritando que ella boba no es y que no va a pagar la cuenta del hospital porque ella se merece mejor servicio” asegura Caicedo, “luego blanquea los ojos y vuelve a quedarse dormida”.

“Cada vez que la llevamos al baño se nos escapa para no entrar por la puerta y en cambio, se escurre por una ventanita minúscula mientras se ríe y se celebra a si misma, buscando aprobación de otros pacientes que se encuentran usando el sanitario”.

“Pero lo más preocupante es que ya ha mordido a dos enfermeras y un portero, que han empezado a presentar los mismos síntomas y ahora se gastan el día tratando de armar dobles filas en la cafetería en vez de cumplir con sus labores”.

El hospital está en cuarentena y la Secretaría de Salud ha desplegado un operativo que pretende capturar a la mujer que metió el primer mordisco con el fin de coserle un par de bolsillos a su Jean y de extraerle una muestra de sangre para, Dios lo permita, poder producir una vacuna.

Comentarios

Comentarios