Publicado el por en Entretenimiento, Miscelánea.

Los músicos noruegos dan lo mejor de sí para contagiarse de la sabrosura que reina en el Petronio.
Los músicos noruegos dan lo mejor de sí para contagiarse de la sabrosura que reina en el Petronio.

Una gran sorpresa se llevaron ayer los organizadores del festival “Petronio Álvarez” cuando a la Unidad Deportiva Panamericana llegó un invitado que no tenían planeado. “Llegaron con maletas y con instrumentos y todos con pintas negras muy aletosas en este calorón” afirma uno de los organizadores.

El invitado sorpresa era  el grupo noruego “Alpha Velvet Bloody Demon”, que figura en el cartel de otro festival musical que tiene lugar este fin de semana festivo en el país: el muy bogotano “Rock al parque”. Todo apunta a que no se bajaron del avión que los traía de Madrid, España, y que luego de Bogotá proseguía para Cali. Al parecer, estando a bordo, su manager, en conversación casual con una despistada azafata, le informó que venían a un festival de música, a lo que ella habría respondido “ah sí, al Petronio, claro, no se me vayan a bajar en Bogotá, ustedes esperan a Cali y en tierra dicen que van para el festival”.

Gracias a este despiste de la funcionaria, los organizadores del principal encuentro musical del Pacífico colombiano están en serios aprietos. “No hemos podido saber muy bien qué es lo que los manes quieren hacer y es que acá no les entendemos muy bien, nadie les entiende esa jeringonza,  y no tenemos plata como pa devolverlos a Bogotá” afirman.

El caso es que no se sabe qué sucederá ahora con la agrupación nórdica. Más cuando el Idartes, entidad organizadora del evento capitalino, ha dicho a través de su vocero que no tienen más plata como para otros pasajes. Por ahora los músicos del infierno comen cholao en la sucursal del cielo y según el organizador que habló para AP, “de pronto y si los manes se animan los ponemos a que se toquen una salsita”.

Comentarios

Comentarios