Publicado el por en Política, Proceso de paz.

Las fotos publicadas inicialmente serían del prom de las Farc

Las fotos del comandante revolucionario en actitud de festejo y situación de flirteo que causaron indignación tras el aplazamiento de la firma del acuerdo de paz con el grupo guerrillero resultaron ser de la fiesta de graduación de la promoción 2016 de la escuela de formación revolucionaria Jacobo Arenas Betancur de las Farc.

Tras la publicación de las imágenes en la cuenta oficial de Twitter del comandante del Bloque Magdalena Medio de dicha organización, Pastor Alape, se creyó inicialmente que correspondían al concierto de los Rolling Stones en La Habana. Sin embargo, fuentes allegadas al proceso confirmaron hace pocas horas que en realidad correspondían al ‘prom’ revolucionario. Un vocero de la comisión de propaganda y control de masas proletarias oprimidas del grupo insurgente comentó al respecto:

“Las fotos en las que el compañero Pastor está hablándole al oído a otra compañera no son del concierto del grupo yankee, sino del baile de graduación 2016 de la escuela de formación revolucionaria Jacobo Arenas, y no son en Cuba, sino en algún lugar de las selvas de la patria. Durante el prom pasó lo que siempre pasa en cualquier prom. Se bailó, se tomó algo de trago, los compañeros graduandos se besaron con algunas compañeras de cursos menores y hubo un par de embarazos. Nada que no suceda también en los proms de la oligarquía.”

Aunque la mesa de diálogo no ha emitido ningún comunicado al respecto, se supo que la comisión de redes sociales del grupo insurgente está haciendo una galería en facebook con los momentos más emocionantes del evento y pronto publicará un anuario.

Ante la pregunta por el viaje de promoción, la fuente confirmó que aún no hay consenso entre los graduandos, ya que algunos quieren ir a Nicaragua y otros quieren ir a San Andrés. De la misma forma no se han puesto de acuerdo en el diseño de la chaqueta ante la insistencia de un sector del alumnado afecto a lo ‘vintage’ de regresar al popular camuflado ‘tigrillo’ muy de moda en los 70 y 80 entre los actores del conflicto.

Comentarios

Comentarios