Publicado el por en Ambiente, Crisis, Economía.

El gobierno espera que los colombianos entiendan que sin agua no hay cerveza

Las altas temperaturas a lo largo del territorio nacional sumadas al fenómeno del niño, la explotación minera en los páramos y la excesiva fijación por el aseo personal del pueblo colombiano, ha puesto en jaque a las autoridades ambientales que anunciaron hoy el inminente racionamiento de cerveza para conservar la poca agua que queda en los embalses.

“Podríamos revocar licencias de explotación minera, prohibir el lavado de carros o hacer campañas pedagógicas, pero creemos que donde más hay que apretar es en la gente. Por eso esperamos que al darse cuenta de que sin agua no hay cerveza, el pueblo colombiano recapacite y sea consciente de que el agua es un recurso vital que debe usarse para la minería y el fracking, que es lo que le genera al país las divisas necesarias para que todos podamos comprar agua embotellada”, anunció el ministro de ambiente, recién bañado, en rueda de prensa convocada esta mañana.

Ante la posibilidad de acaparamiento de cerveza por parte de negociantes inescrupulosos, el gobierno dio facultades a la policía y la fuerzas militares “Para buscar acaparadores, decomisar sus existencias y bebérselas sin mediar proceso judicial”.

El fenómeno del niño seguirá generando falta de lluvias hasta el mes de abril, épcoa en que el IDEAM anuncia que “Con ayuda de San Isidro, va a llover alguito”.

Comentarios

Comentarios